domingo, 17 de julio de 2011

INGRESO A UNAS IDEAS

En el mundo encontramos hoy, hay demasiadas formas de vivir, muchos en gran opulencia y demasiados en la indigencia, además de los diferentes grados de poder vivir. No importa la opulencia del que la tiene, si en realidad su riqueza fue bien adquirida, y además sostiene un sistema de trabajo en cual esta persona o sociedades son de mucha utilidad para su gente, dando trabajo a los demás que lo rodean en su negocio o empresa en la ciudad o país en que se desarrollen, seria importante que así fuera, pero la generalidad dice que no es así y desde hace milenios. El gran problema  es que no todo el mundo cuenta con instrucción, con una computadora, con un ingreso digno, muchos no tienen nada de eso, lo cual no es culpa de que muchos no quieran trabajar, sino que no tienen en que, ni donde, de ahí el hambre, la desnutrición, y de ahí la gran falta de desarrollo intelectual. No se trata de que uno quiera arreglar el problema de los pobres, cosa que ya mucho han querido y no pudieron y a muchos más no los dejaron. Ya mucho se hablado y se ha informado por la gran pantalla universal, la televisión, que también sabemos que a muchos lugares no llega. Ella informa con noticias, con expertos que nos dicen lo que pasa, con documentales espectaculares, con muestras de las calamidades naturales o humanas que nos van ocurriendo como así también las ya pasadas, nos cuentan de las civilizaciones que nos precedieron, pero todo esto es como los noticieros comunes, solo nos hablan de lo malo, de los hechos dañinos, muy pocas de las cosas buenas o de las que podrían cambiar el mundo, y otras en las documentales nos muestran lo de otras civilizaciones pasadas, pero solo de lo que los antropólogos pueden descubrir, que si bien fue y es mucho, desde poder leer las letras escritas desde hace miles de anos, hasta ver a través de sus hallazgos como vivian, pero muy poco de cómo pensaban, si bien hay estudiosos que lo intentan, solo lo hacen con los pocos elementos que han quedado, y de ninguna manera hay un absoluto sobre este tema. Hoy mismo sin distinción de razas y credos, es difícil poder entender al ser humano en la actualidad, mas difícil es ver el ayer que precedió a este presente, debido a que macabramente se estudia a las sociedades pero no a las personas o entidades que las comandan. Podríamos decir entonces que además de todo tenemos que ver no es solo para tener tristezas, sino para vivir en la absoluta realidad, que es la que se tiene en cada país, en cada religión, en cada sociedad, para ver que en definitiva con otros nombres, en este mundo de seis mil millones de habitantes, todos vivimos en una gran sociedad, y lo que haga cada una de las subsociedades, ya hemos visto que influye en otras, nos guste o no es así. Hoy muchos se vanaglorian de que tenemos libertad, que gozamos de poder elegir, y hacer lo que nos plazca, por supuesto lo que esta atado a cada una de las reglas que rigen cada sociedad, en la cual debemos convenir que sin reglas las sociedades serian un caos,  pero debemos decir que sin sociólogos, políticos o historiadores, estas reglas que regulan nuestra libertad carecen de actualización, si bien jueces y legisladores así lo entienden, las mismas permanecen igual o peor, pero además  si tenemos una zona o país muy rico y otra en la gran pobreza, debemos entender que hay un gran desequilibrio. Como reconvertir estas situaciones, si las mismas como dijimos están arraigadas desde hace miles de años, como hacer si el sistema esta tan impuesto que ya es moneda corriente que así sea, como hacer si los mismos empresarios, países, companias, corporaciones, etc., no les interesa este cambio, porque el mismo es muy redituable, sin siempre es por poder y dinero. Seria muy elegante si lo que necesitamos de otro país o zona geográfica la negociáramos, es evidente y esta demostrado por las diferentes formas de colonialismo, que para ellos es mas fácil conseguir todo por su fuerza económica y militar. Todo esto que estamos diciendo no es ni mas ni menos que la simple lectura de lo ocurrido en el pasado y en la actualidad, desde ya en los países que son colonizadores de una manera antigua o moderna, ya sea por el poder militar o el económico, utilizando a los cipayos de los países sometidos, no les interesa a los ciudadanos de estos poderosos, si ellos viven bien. El trabajo meticuloso de las grandes y evidentes corporaciones internacionales y muy poderosas las cuales trabajan en su mayoría en forma oculta han ido dando paso a la formación de estados de situación como entidades que defienden el medio ambiente, la pobreza de algunos países, la defensa de animales en extinción, la ayuda a pueblos con catástrofes naturales, pero ellos también ciudadanos y corporaciones de ayuda que se sorprenden y se afligen por las situaciones del mundo, no son mas que el producto de las creaciones mencionadas. Entonces estos ciudadanos de primera se ponen en esta situación, pero realmente es solo una farsa mental que no contribuye en nada, ni a nadie, y que probablemente los ciudadanos comunes de estos grandes países no se dan cuenta y solo se horrorizan de las calamidades que les muestran. Y la verdad no es el problema que muchas personas del primer mundo vivan bien, el problema es que muchísimos mas no tienen desagües cloacales no tienen agua potable, y muchos, muchísimos mas están con la desolación y con enfermedades que rondan con las pandemias locales, con la desnutrición, y el hambre ya nombradas. Después nos asustamos que aparecen personajes tan terribles y a los cuales no defiendo, pero son de un terror inmenso, personas como Bin laden, como lo quieren mostrar a Iran, no se si lo es, como quisieron hacer con Irak, que si bien realizo actos de genocidio, en verdad la causa de la ocupación que era el armamento nuclear, en definitiva no existió, en América se asustan de Venezuela, de Ecuador, de México, de las drogas de las FARC en Colombia, de Corea del Norte, Afganistán, también aparecen el problema del crecimiento de China, y de la disgregación rara de Rusia, las ventas de armas de esta ex potencia por su corrupción, India con sus mil trescientos millones de habitantes y potencia nuclear que contiene a millones de pobres e indigentes, en África, la desolación del hambre y la guerra de etnias matando cientos de miles de persona, que no son ni más ni menos que seres Humanos como cualquiera. Que podemos decir si en más de una oportunidad muchos de estos problemas fueron originados por los grandes países. Primero los dotan de tecnología, de poder de guerra, dan formación a los líderes que ellos mismos eligieron, que no eran más que cipayos, y que después cuando no les convenía al dejarlos solos con sus pueblos se convierten en enemigos de estas potencias, cuantos ejemplos tenemos. Creo que demasiados, y no solo de esta manera sino también de la forma mas macabra, la compra de voluntades cipayos con la forma moderna de la nueva y exitosa madera de manejar a sus ciervos por la economía, les envían tecnología, para sacar petróleo, autos, diamantes, oro, uranio, y así de esta manera tenemos otra cara de la moderna colonización, sino como entendemos a tantos príncipes, jeques, y tantos mas, con un poder económico tan inmenso en pocas familias y el resto de sus conciudadanos en la pobreza, y además obligados a seguir a rajatabla las directivas de sus religiones y estos jeques cuando se van a otros países se pasan las religiones al olvido y están de parranda total. En definitiva, la indigencia mental de los poderosos del mundo, muestra que sus resultados son a medida de sus cuentas y poderes, traducidos en abultadas cuentas bancarias, las cuales suman tantos ceros, que ni ellos mismos ni sus descendientes podrán gastar en toda su vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Entradas populares